miércoles, 10 de junio de 2015

Reseña: Cazadores de sombras: Ciudad del fuego celestial (Cazadores de sombras #6) - Cassandra Clare

Título: Cazadores de Sombras: Ciudad del Fuego Celestial
Autora: Cassandra Clare
Saga: Cazadores de Sombras #6 (último)
Editorial: Planeta
Formato: tapa blanda con solapas


Sinopsis (contiene spoilers de entregas anteriores):

La oscuridad ha regresado al universo de los cazadores de sombras. Mientras todo alrededor se desmorona, Clary, Jace, Simon y sus amigos deben unirse para luchar contra el mayor enemigo al que se han enfrentado los nefilim jamás: el hermano de Clary, Sebastian. En la lucha por intentar derrotarlo se perderán vidas, se sacrificarán amores y el mundo entero cambiará en el sexto volumen de la serie Cazadores de sombras.



Opinión personal: (spoilers importantes debidamente indicados).


Procrastiné tanto la lectura de este libro. Quería saber qué pasaría al final, pero a la vez no quería terminarla. Y temía por los personajes que morirían.

Cuando empecé el libro estaba de vacaciones, así que, a pesar de ser el más largo de la saga, asumí que me lo iba a devorar en unos pocos días. Sorpresa sorpresa, me ocurrió todo lo contrario: tardé alrededor de cuatro meses en terminarlo. Sí, cuatro meses. Por un lado creo que era yo la que estaba "reseca" literariamente hablando; por otro, siento que este libro es más lento que los anteriores (aunque no por ello menos interesante), y que le sobran unas 100-150 páginas (que disfruté, pero que al fin y al cabo, sobran).

Sebastian sigue haciendo estragos a todo lugar al que va, pero ahora está casi preparado para dar el golpe definitivo. Los cazadores de sombras están en peligro. Los institutos deben ser evacuados, ya que Sebastian está a la caza de nuevos guerreros. Pero además, no sólo tiene en su poder a todo un ejército de Oscurecidos, sino que también tiene un aliado inesperado que va a complicar mucho a la Clave.
Los héroes no siempre son los que ganan, a veces son los que pierden. Pero siguen luchando, y siguen aguantando. No se rinden. Eso es lo que los convierte en héroes.
Mark, Helen, Drusilla, Julian, Tavvy,
Livia y Tiberius.
Al tiempo que seguimos de cerca los acontecimientos, que ocurren básicamente en Idris, se nos presentan nuevos personajes (que serán los protagonistas de The Dark Artifices). Emma Carstairs, una niña de 12 años con un carácter bastante fuerte, decidida, sensata, y siempre lista para lanzarse a la batalla; Julian Blackthorn, el mejor amigo de Emma, un chico con un corazón sensible pero al mismo tiempo con una gran fortaleza y fuerza de voluntad; Tiberius (Ty), un chico definitivamente muy especial que tengo el presentimiento de que va a ser un personaje que me va a gustar (y sacar de quicio) muchísimo; Livia, hermana gemela de Ty y muy protectora con él; Drusilla (Dru) y Tavvy, los menores de los Blackthorn; Mark, uno de los mayores, cuya situación tan excepcional me intriga muchísimo; y Helen, la mayor, que intenta hacerse cargo de todos sus hermanos lo mejor que puede. Estos personajes son los principales en el prólogo, y luego aparecen en varias escenas más a lo largo del libro mismo. Me pareció una buena estrategia por parte de Clare darnos un paneo de los que serán los protagonistas de TDA, ya que con lo poco que leí de ellos, me quedé intrigada sobre lo que les depara más adelante.

"Las armas, cuando se rompen y son reparadas, pueden ser mas fuertes en los lugares reparados. Tal vez los corazones sean iguales."
Por otro lado, por supuesto, tenemos a los personajes de siempre. En cuanto a ellos tengo que destacar que en este libro es en donde más se nota la evolución de varios de ellos, dando como resultado personajes mucho más maduros; es en esta entrega cuando realmente vemos su crecimiento. Destaco principalmente la evolución de cuatro: Simon, Maia, Isabelle y Alec. Simon se volvió mucho, mucho más sensato y sabio, sin llegar a perder su esencia; Maia se vuelve mucho más fuerte y decidida, y también más sensata, al asumir una gran responsabilidad; Isabelle siempre fue un poco cerrada, y aunque podíamos intuir qué sentía según como reaccionaba, lo cierto es que guarda sentimientos más profundos que hasta esta entrega no llegamos a conocer/entender del todo; y Alec, en mi opinión, es el personaje al que más se le nota una importante evolución. Recuerdo que al principio Alec no me caía demasiado bien, y en libros que siguieron me daba más o menos igual salvo por las escenas de Malec, pero en este libro me encantó. Es un personaje bastante cerrado al igual que Isabelle, pero la presión de lo que está ocurriendo a su alrededor y el peso que lleva sobre sus hombros son suficientes para sacar a relucir una faceta del él hasta ahora desconocida.

—Los Herondale. —La voz de Zachariah era un susurro, medio risa, medio dolor—. Casi lo había olvidado. Ninguna otra familia hace tanto por amor, o siente tanta culpa por ello.

También aparecen personajes de TID, una trilogía que amé con toda mi alma. Ver a algunos personajes de la misma formando parte de esta historia, saber qué fue de ellos, me alegró muchísimo. En especial las escenas en las que tenían contacto con personajes como Emma, Clary o Jace (si leyeron TID, sabrán por qué es tan importante). Ah, y una pequeña advertencia: si no leyeron TID antes de este libro, les aviso que se van a comer algunos spoilers bastante importantes. Mi recomendación es que lean TID antes (es una trilogía que sinceramente no tiene desperdicio), primero para no comerse spoilers de dicha trilogía y segundo porque si lo hacen van a haber más feels de por medio.

En relación a los personajes y los hechos en general, admiro cómo Clare se las ingenió para crear e intercalar escenas alegres con otras que te dan muchísima pena o directamente te parten el alma. A pesar de ser un libro en el que se vive una situación de casi constante tensión, siempre hay lugar para escenas felices, cómicas o agridulces; no todo es completamente negro.

«Los fantasmas son recuerdos, y cargamos con ellos porque aquellos a los que amamos no dejan este mundo»
En cuanto a la historia, me gustaron algunos giros argumentales y sorpresas, pero hay algunas cosas que no me terminaron de convencer. Por ejemplo, las muertes. ¿Por qué? Porque prometían mucho, y nos dieron poco. Bah, esa es la sensación que me dio a mí al menos. No es que no haya muertes importantes, pero podrían haber habido muertes MÁS importantes. Muertes que te sacudan por dentro, que te queden en la memoria. Clare logró crear una historia oscura, y como tal, me hubiese gustado un desenlace un poco más agridulce y acorde a la historia tan cruda que consiguió crear.

SPOILERS La muerte que más me molestó fue la de Jordan. Lo curioso es que no me molestó porque haya muerto, sino por lo que descubrimos después; que al final Maia ya no lo amaba, y eso, el hecho de que haya muerto en brazos de alguien que no correspondía sus sentimientos, me pareció muy triste. Y para colmo después Maia desarrolla una relación con Bat... no creo que sea justo que Maia viva miserable por el resto de su vida, no, pero odié que Jordan haya tenido ese destino y que Maia, a pesar de sufrir, haya encontrado casi al instante un apoyo en Bat. Yo habría hecho que la carcomiese el remordimiento un poquito más, y después sí, que Bat entre en su vida y la saque un poco de su miseria (es que soy muy cruel, sorry).

Y después tenemos una que era evidente, que se veía venir desde el tercer libro; Sebastian. Aunque albergaba alguna esperanza de que Clare decidiese dejarlo vivo, en el fondo sabía que posiblemente iba a morir, era algo que casi no dudaba. De esta muerte en realidad no me quejo, me pareció correcta pero me dio justo en los feels, porque a pesar de ser el villano, Sebastian era de mis personajes favoritos. Es tan malo, pero a la vez estaba tan herido, y lo odio por todo lo que hizo, pero a la vez me da tanta pena, y a la vez es su culpa, pero también te queda la duda de si fue culpa de cómo fue criado. Y luego, cuando hace su aparición Jonathan, todavía peor. Para mí esa fue casi con toda seguridad el hecho más significativo del libro; cómo se extingue lo malo de Jonathan, pero a la vez cómo se lleva consigo la ilusión de "lo que podría haber sido si las cosas hubieran sido diferentes".

En general, con el tema muertes, todo me pareció o predecible o conformista. Clare no arriesga demasiado, todos terminan teniendo sus finales felices con sus más y sus menos. Esta es una opinión un poco contradictoria, porque me habría dolido que algunos de los principales no terminasen del todo bien, pero al mismo tiempo son justamente esas muertes o giros argumentales trágicos los que hacen que una historia como esta, con personajes tan ricos y variados, queden en la mente de uno para siempre. Con un final balanceado, feliz pero innegablemente triste, este libro habría sido un desenlace más creíble y casi perfecto. FIN DE LOS SPOILERS.

Soy un guerrero —replicó—. Me criaron como a un guerrero. No tuve juguetes, tuve armas. Dormí con una espada de madera hasta los cinco años. Mis primeros libros eran demonologías medievales con dibujos. Las primeras canciones que aprendí fueron los cantos para hacer desaparecer a los demonios. Sé lo que me tranquiliza, y no son las playas doradas o los pajaritos cantando en la jungla. Quiero una arma en la mano y una estrategia para vencer.  
Jordan lo miró a los ojos. 
—Me estás diciendo que lo que te da paz es la guerra. 
Jace alzó las manos y se puso en pie, luego se sacudió la hierba de los jeans. 
—Por fin lo entiendes.

En resumen, es un libro que me gustó muchísimo a pesar de tener sus fallas. Tiene mucha acción, romance y tensión, mezclados con escenas que te alegran el alma o te la parten en mil pedazos. Hay una gran evolución en algunos de los personajes, mientras que por otro lado son introducidos otros nuevos que darán bastante juego otras entregas. Es un muy buen final de saga, pero podría haber estado un poco mejor.



¿Lo leyeron? ¿Opiniones? :)

Besotes ^^

2 comentarios:

  1. Yo tambièn sentì que le sobraban un montón de páginas, y me tardé un mes en leer el libro, uff. No sé a mi no me gustó tanto como a ti, aunque si coincidimos en algunos puntos buenos.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  2. Espectacular, sin palabras

    ResponderEliminar