martes, 15 de mayo de 2012

Última Lectura: Oscuridad - Elena P. Melodia

Título: Oscuridad
Autora: Elena P. Melodia
Saga: My Land #1
Editorial: Roca Juvenil
ISBN: 9788499181165
Formato: tapa blanda con solapas



Sinopsis:


Me llamo Alma. Sé que no os dice nada, me doy cuenta.

Pero es la única certeza que tengo. Lo único que de verdad me importa. Mi nombre, mi alma.

¿De qué color es?
Negra.
Como la Ciudad donde vivo y el aire que respiro.

Qué veloz es el paso de la luz a la oscuridad, de la convicción a la duda. Como un pestañeo, como un sueño del que despiertas para descubrir que nada es como antes. ¿Que por qué os cuento todo esto? Para alertaros de que las cosas no ocurren por casualidad y de que la vida está plagada de señales que no se deben ignorar. Incluso la mínima desatención pasa factura, siempre. Por eso os contaré mi historia, si queréis leerla.

Pero os advierto desde ahora: nada es una fábula.



Opinión personal:


La vida de Alma es, dentro de todo, bastante normal, sobre todo teniendo en cuenta que sobrevivió a un accidente que podría haber sido fatal. Tiene sus amigas, sus dramas... y sus particularidades. Gracias a su fría personalidad, siempre logró salir adelante y resolver sus problemas (y los de los demás) por ella misma. Sin embargo, un día compra un hermoso cuaderno violeta en una papelería de la que nunca antes se había percatado siquiera que existía.

Luego de comprar ese cuaderno, Alma comienza a tener extraños sueños... de homicidios. Por supuesto, ella no le da mucha importancia; piensa que sólo son pesadillas. Hasta que comienza a ver que en los periódicos aparecen noticias relacionadas con dichos homicidios, descritos tal y como ella los soñó.

Como si fuera poco, Alma se siente perseguida. Siente que alguien le presta mayor atención de la debida... y no precisamente con buenas intenciones.



En esta primera parte de la trilogía My Land nos encontramos con una novela con una combinación de varios elementos propios de thrillers y novelas paranormales.

Respiro despacio, a la espera de comprender la situación.
Ha vuelto a suceder. La frontera entre sueño y vigilia ya no existe, y las pesadillas, son reales, la realidad de un infierno. El sueño se vuelve realidad. Y también el sueño es un infierno.
Me sucede a menudo, desde el día del accidente.

Puede que al principio la novela no enganche mucho, pero a medida que se avanza en la lectura se torna más interesante. Cuando lo compré, tampoco tenía una idea muy clara de con lo que me iba a encontrar, porque como ven, la sinopsis no revela demasiado, o más bien, NADA de lo que puede llegar a ocurrir.

Los primeros capítulos no son precisamente emocionantes, pero cuando empiezan a surgir las preguntas y vemos (o no) por dónde puede ir la cosa, va enganchando más y más. Los hechos a partir de los cuales surgen las incógnitas van surgiendo uno por uno, para al final ser resueltos en su mayoría. El tema es que una vez que se resuelven, surgen más incógnitas aún y... se acabó el libro. Esto es un punto negativo o positivo, todo depende desde donde se lo mire.

Después de escribir el primer relato me había hecho ilusiones de que se tratara de un terrible error, de una oscura coincidencia del destino, de una broma cruel de mi sonambulismo. Pero ahora no puedo fingir que no ha pasado nada. Alguien o algo me está arrastrando a su trampa de los horrores. Me siento como una marioneta en sus manos mortíferas.
¿Existe un señor de los sueños? ¿O de las pesadillas?
¿Una criatura que controla a los sonámbulos?

Alma al principio es prácticamente infumable; arrogante, fría, desinteresada. Pero a medida que va viendo que su mundo perfectamente controlado se va resquebrajando frente a sus propias narices, comienza a comportarse más como una chica normal de 17 años, y pasa a ser un poco más soportable.

Naomi y Seline son personajes bastante vacíos. No destacan en nada, y aunque cada una cobra cierta importancia a lo largo del libro durante algunos capítulos y podemos conocer más de ambas, luego siguen siendo casi tan insípidas y poco interesantes como antes, a mi parecer.

La que se salva es Agatha. Es la menos predecible y de la que sabemos a ciencia cierta que esconde algo "gordo". Sino, ¿por qué no quiere juntarse allí por la noche con las chicas? ¿Y por qué le rehuye al tema de su tía enferma? ¿Quién es realmente Agatha?

También está Adam; a simple vista, un idiota, pero tiene un par de secretillos por aquí y por allá que lo hacen algo interesante.

Una vez en la planta baja, me vuelvo hacia el otro lado con un movimiento de cabeza muy marcado. El cabello me vuela como látigos que querría lanzar con todas mis fuerzas sobre su cara. Siento a mis espaldas su mirada incendiaria.
Una mirada de dragón. Un dragón que se ha despertado. Y del que quiero mantenerme alejada.

De la familia de Alma, la madre, el novio de ésta junto con su hija rebelde, y su hermano Evan están de adorno prácticamente. Lina, la hermana menor de Alma, a pesar de ser un personaje secundario, me gustó bastante. Le da un toque interesante a la historia y saca el lado más humano de Alma.

El Teniente Sarl, un personaje que aparece bastante en el libro, también es de lo más normal, aunque tiene bastante más personalidad que muchos de los personajes secundarios, al dar esa impresión de astuto pero reservado. Roth, un periodista bastante insistente, también es un personaje bastante interesante para ser secundario. Estoy segura de que estos dos personajes tendrán más importancia en la segunda parte.

Llego a la otra acera y vuelvo a girarme por última vez, esperando que el hombre haya desistido. A mi espalda no está. Miro alrededor.
Y lo veo. De nuevo me quedo sin aliento. El hombre ha cruzado la calle a pocos metros de mí y ha llegado a la misma acera. Por primera vez observo que lleva puestas unas gafas de sol, como el otro misterioso perseguidor. Está inmóvil y me mira, como si me quisiera decir: <<Te puedo pillar cuando quiera>>.

Finalmente, dentro de los personajes más importantes, tenemos a Morgan. Es difícil hacerse una idea exacta de él; la autora intenta instalar a su alrededor un halo de misterio (lo cual logra bastante bien), por lo que no descubrimos demasiado de él. Cuando terminé el libro, a pesar de que estaba segura de que Morgan es bueno, me quedó esa ligera duda de "¿y si tal vez...?". Esto nos lleva a plantearnos muchas cosas sobre este personaje: ¿quién es realmente este chico? Porque Morgan parece saber más de lo que cuenta, y lo peor de todo, lo que esconde a Alma parece tener relación con ella. ¿Es de fiar?

Cierro el paragüas y me pongo yo también un gorro parecido al de Morgan. Cruzo el patio esquivando los charcos. Cuando llego está solo. Qué raro; la persona con la que hablaba parece haberse desvanecido en la nada. Él me mira con expresión de culpabilidad, como si le hubiera sorprendido robando. Aprovecho la situación para estudiarlo mejor. No sé si es por su físico esbelto y perfecto o por sus cabellos rubios de ángel o sus ojos casi violeta, o si es por el hoyuelo que le aparece cuando sonríe en el lado izquierdo de la boca, pero el hecho es que Morgan es sin duda el chico más interesante que conozco. Y estoy segura de que también es el más peligroso.

Melodia logró crear una novela con mucha intriga. Puede que en algunos momentos la historia transcurra de un modo lento y hasta se estanque un poco, llegando a resultar algo pesada y aburrida, pero si se tiene la voluntad suficiente como para terminarla, podrán comprobar que la historia da para más; al terminar el libro, quedamos con más dudas todavía, y aquellos que lo hayan leído estarán de seguro de acuerdo conmigo en que realmente no se termina resolviendo nada, y que la historia recién está "despegando".

El final puede parecer un poco precipitado por lo comentado anteriormente, pero además es precisamente hacia el final cuando surge alguna que otra cosa nueva que, junto con otros cabos sueltos que quedan en la historia, incita a seguir con la segunda parte, Sombra, la cual promete aún más suspenso que esta primera parte.

Cruzo el punete de hierro. Mis pasos resuenan como campanas.
Meto las manos en los bolsillos. La pluma. El origami.
El sol empieza a ponerse: dentro de poco volverá a oscurecer. Y el miedo se apodera de nuevo de mí.

En general Oscuridad me pareció un libro entretenido a pesar de sus fallitos, que con un éxito moderado intenta innovar en lo que a literatura juvenil nos referimos, ofreciendo una novela de misterio y suspenso bastante bien estructurada y con un ambiente un poco más siniestro a lo que estamos acostumbrados en libros de este estilo. Eso sí; si piensan leerlo, hagan como yo: empiécenlo sin muchas expectativas. De este modo, al final puede llegar a parecerles simplemente un libro interesante o, como a mí, sorprenderlos de un modo inesperado.






Trilogía My Land:
  1. Oscuridad
  2. Sombra
  3. Luz


Y ustedes, ¿lo leyeron? ¿Le darían una oportunidad? ^^

Besotes ^^

2 comentarios:

  1. Conocía el libro, pero no había leído ninguna reseña de el, no parece estar nada mal, me ha gustado tu reseña un besito!

    ResponderEliminar
  2. Estoy como la chica de arriba, conocía el libro pero jamás había leído una reseña (ni había leído la sinopsis)
    Lo vi en la feria del libro, una chica que fue conmigo se lo compró (este o el 2º, no me acuerdo ahora) y me explicó que los títulos se iban esclareciendo (?)lo que me causó gracias, pero no me detuve a ver de qué se trataba.

    Me llama que tenga tintes de thriller, que sea de misterio y no una melaza (estoy tan curada de espanto que me creo que toda novela juvenil va a ser rosa xD)Lo leería

    besito

    ResponderEliminar