sábado, 17 de diciembre de 2011

Última Lectura: La Casa de los Espíritus

Título: La Casa de los Espíritus
Autora: Isabel Allende
Saga: No.
Editorial: Debols!llo
ISBN: 9789871138906
Formato: tapa blanda

Sinopsis:

La casa de los espíritus narra la saga de una poderosa familia de terratenientes latinoamericanos. El despótico patriarca Esteban Trueba ha construido con mano de hierro un imperio privado que empieza a tambalearse con el paso del tiempo y un entorno social explosivo. Finalmente, la decadencia personal del patriarca arrastrará a los Trueba a una dolorosa desintegración. Atrapados en unas dramáticas relaciones familiares, los personajes de esta poderosa novela encarnan las tensiones sociales y espirituales de una época que abarca gran parte de este siglo. 



Opinión personal: (sin spoilers)


Este año tuve que leer esta novela para la escuela. Siendo sincera, estoy segura de que si no me hubiese visto obligada a leerla, no la habría leído hasta muchos años después o, en el peor de los casos, nunca.

Y digo en el peor de los casos, porque esta novela, a pesar de que es de género histórico (son muy pocas las novelas de este género que me gustan) con una mezcla de realismo mágico, me pareció espectacular y muy bien armada.

Nos situamos aproximadamente en el año 1900, en algún lugar de Chile. Allí nos encontramos a la familia Del Valle, cuyos miembros más importantes son Severo, un prestigioso político; Nívea, madre de 15 hijos y esposa de Severo; Rosa, conocida como "La Bella", de cabellos verdes, piel pálida y una belleza inigualable; y Clara, Clara Clarividente, una niña muy, MUY paticular.


El silencio se hizo denso, el tiempo pareció detenido en la iglesia, pero nadie se atrevió a toser o a acomodar la postura, para no atraer la atención del padre Restrepo. Sus últimas frases todavía vibraban entre las columnas.Y en ese momento, como recordara años más tarde Nívea, en medio de la ansiedad y el silencio, se escuchó con toda nitidez la voz de su pequeña Clara. 
-¡Pst! ¡Padre Restrepo! Si el cuento del infierno fuera pura mentira, nos chingamos todos...


Vemos cómo la historia de esta familia se va desarrollando de a poco, y cómo los hechos que se van desencadenando dan lugar a la aparición de otros personajes. Uno de ellos, fundamental en la historia, es Esteban Trueba.

A partir de Clara y Esteban se expande la familia; nacen Blanca, y Jaime y Nicolás. Una familia cuya vida, a pesar de su prestigiosa posición social y su gran poder económico, se verá obligada a enfrentar las desgracias y tragedias de un país en donde sólo unos pocos tienen el privilegio de llevar una vida sin estar bajo la sombra de la pobreza.

A los campesinos, después de la fiesta, los echaron dentro de unas carretas y los llevaron a votar, bien vigilados, entre bromas y risas, la única oportunidad en que tenían familiaridades con ellos, compradre para acá, compradre para allá, cuente conmigo, que yo no le fallo, patroncito, así me gusta, hombre, que tengas conciencia patriótica, mira que los liberales y los radicales son todos unos pendejos y los comunistas son unos ateos, hijos de puta, que se comen a los niños.

Uno de los puntos a favor indiscutibles de la novela, en mi opinión, son las detalladas descripciones de la autora, sobre todo, en cuanto a sentimientos se refiere. En este aspecto, me encantan las relaciones sentimentales que surgen en el libro: complicadas, prohibidas, imperfectas, o con un sentido más profundo de lo que se aparenta. También me encantó el detalle con que describió las escenas más fuertes y crudas, aquellas que ocurrían durante la dictadura.


-Aquí es -dijo.
-¡No puede ser! ¡Estamos lejísimos del lugar del accidente! -dudó Férula.
-¡Te digo que es aquí! -insistió Clara, bajándose del coche con dificultad, balanceando su enorme vientre, seguida por su cuñada, que mascullaba oraciones y por el hombre, que no tenía la menor idea del objetivo del viaje. Trató de reptar entre las matas, pero se lo impidió el volumen de los mellizos.
-Hágame el favor, señor, métase allí y páseme una cabeza de señora que va a encontrar -pidió al chofer.


Clara es un personaje que me encantó. Vive en su mundo, ajena a todo lo que la rodea, como en un constante sueño, como si su cuerpo estuviese allí pero su mente y su alma en otra parte, muy lejos. Sin embargo, las situaciones difíciles que deberán atravesar los Trueba la obligarán a mantener los pies sobre la Tierra. Esteban Trueba, por otro lado, me causó un profundo sentimiento de simpatía-odio. Aunque más que simpatía, más bien me causó pena al final.

Tenemos a Blanca. A diferencia del resto de los Trueba, por algún motivo, es un personaje con el que no logré simpatizar tanto como con otros, pero de todos modos me gustó mucho su historia con Pedro Tercero García, el hijo de uno de los trabajadores de Las Tres Marías, la estancia de Esteban.


-Cuando sea grande, me voy a casar contigo y vamos a vivir aquí, en Las Tres Marías -dijo en un susurro. 
Pedro se la quedó mirando con expresión de viejo triste y negó con la cabeza. Era todavía mucho más niño que ella, pero ya conocía su lugar en el mundo. También sabía que amaría a aquella niña durante toda su existencia, que ese amanecer perduraría en su recuerdo y que sería lo último que vería en el momento de morir.


También tenemos a Alba, que es a quien le toca vivir la peor parte: el pleno auge de la dictadura, la tiranía y el odio de terceros por su posición social y sus delitos. Es uno de los personajes más reales de esta historia, y como dato interesante, se dice que Alba es un retrato de la propia Isabel Allende.


-En casi todas la familias hay algún tonto o un loco, hijita -aseguró Clara mientras se afanaba en su tejido, porque en todos esos años no había aprendido a tejer sin mirar-. A veces no se ven, porque los esconden, como si fuera una vergüenza  Los encierran en los cuartos más apartados, para que no los vean las visitas. Pero en realidad no hay de qué avergonzarse, ellos también son obra de Dios. 
-Pero en nuestra familia no hay ninguno, abuela -replicó Alba. 
-No. Aquí la locura se repartió entre todos y no sobró nada para tener nuestro propio loco de remate.


Y no me voy a ampliar mucho en cuanto a los personajes, pero decirles que la mayoría, salvo los que aparecen "de pasada", tienen lo suyo: un secreto, un amor prohibido, un ansia de libertad, codicia... algo que los caracteriza dentro de la historia. Y en general están muy bien estructurados, definidos.

En este libro se retrata perfectamente la época tan dura que se dio en el siglo pasado en Chile (y en prácticamente toda Latinoamérica). Pobreza, prejuicios sociales, inestabilidad económica, predominio en cuanto al poder de los grandes terratenientes, esclavitud, censura en cuanto a las ideologías políticas, corrupción, etc. Todo eso y más encontramos en este libro.


El cielo comenzó a nublarse. Se oían algunos disparos aislados y lejanos. En ese momento el Presidente estaba hablando por teléfono con el jefe de los sublevados, quien le ofreció un avión militar para salir del país con toda su familia. Pero él no estaba dispuesto a exiliarse en algún lugar lejano donde podría pasar el resto de su vida vegetando con otros mandatarios derrocados, que se habían salido de su patria entre gallos y medianoche. 
-Se equivocaron conmigo, traidores. Aquí me puso el pueblo y sólo saldré muerto -respondió serenamente.


Y qué más puedo decir. Es una novela que recomiendo leerla, en especial a los que gustan del género histórico, y a aquellos que gustan de sumergirse en la complicada historia de una familia adinerada, a la que el dinero no salva de las desgracias que deben vivir. En mi opinión no tiene un ritmo constante, más bien éste fluctúa entre rápido y lento, pero casi puedo asegurarles que al final, al cerrar el libro, van a sentir, como en mi caso, una sensación agridulce de haber leído un libro desgarrador pero que al final resultó interesante, y que de algún modo te va a dejar marcad@. Nunca me voy a olvidar de algunos personajes y sus historias.




¿Leyeron esta novela? De ser así, ¿qué les pareció? ^^

Besotes ^^

10 comentarios:

  1. No lo coocía pero tiene muy buena pinta *w*, me llama mucho n.n
    Gracias por la reseña!
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Wou, esta es una joya literaria, con decirte que soy fiel seguidora de Isabel Allende ^^

    Me gusto bastante tu reseña

    Bss

    ResponderEliminar
  3. No la leí porque no tuve una muy buena experiencia con los libros de Allende, pero no sé, ahora si veo el libro de nuevo me lo voy a plantear!
    Un beso :)

    ResponderEliminar
  4. Isabel Allende es una de mis escritoras favoritas y este libro me encanta
    un beso!

    ResponderEliminar
  5. No conocía este libro, no leí nada de Allende. Capaz que sea el primero que leo de esta autora.

    Besos ^^

    ResponderEliminar
  6. Me lo ha recomendado mi madre como un millón de veces jejeje
    Lo leere algún día :D
    Un saludito desde Mundo Paralelo.

    LauNeluc

    ResponderEliminar
  7. que buena reseña Stefy!!!si te expresas mejor que yo. A este lo lei hace un año o mas y me encanto pero cuando lo re leí para un club de lectura, no me gusto para nada (que loca que soy jajaja) y si, aca en argentina esta autora se da en las escuelas. Hay que reconocer que es una gran novela y que si bien está ambientada en chile, las situaciones politicas que se dan allí son muy similares a lo que se dio aca en argentina, ya que los golpes militares en ambos países tuvieron caracteristicas (y desgarradoras) similares.
    besos

    ResponderEliminar
  8. Este libro es mi favorito de Isabel Allende, que se sitúa, desde luego, entre mis escritores favoritos.
    Es un libro maravilloso, capaz de hacerte llorar hasta que duele y hacerte sentir tantas emociones a un mismo tiempo.
    Mi personaje favorito es Férula. Me parece una mujer tan triste y sola, hambrienta de amor sincero... Nunca ha dejado de dolerme su destino.
    Hace dos semanas terminé de leer el libro una vez más. Al cerrarlo, me puse a llorar, porque lo había disfrutado de nuevo...

    ResponderEliminar
  9. El personaje que más me gustó fue Clara, por su locura desmedida.

    Gracias por poner la parte donde habla con Alba su nieta, fue una de los párrafos que me gustó, es cómico...

    ¿Qué se harían después de todo Miguel y Nicolás? Uno guerrillero y el otro espiritual... jeje

    ResponderEliminar
  10. que paso al final cuando blanca marcha de la casa del conde

    ResponderEliminar